Saltar al contenido

DIY: restaura tu silla

recicla tu silla 2La tendencia Do It Yourself está cada vez tomando más fuerza, y es que el Hacerlo Uno Mismo es un concepto tan amplio como atractivo.  Desde el inicial kit de Urban Knitting hasta la customización de cualquier elemento de nuestro atuendo más directo o indirecto, el crear, modificar o personalizar aparece ante nosotros como un elemento más de innovación, creatividad y como forma de salir de lo habitual para meternos en el apasionante mundo de lo creativo.  Y cómo no, uno de los elementos más interesantes y diferenciadores en la decoración es el hacer o modificar tus propios muebles.  Así pues, ¿por qué no restaurar una vieja silla y convertirla en un objeto de diseño totalmente único y exclusivo? 

restaura tu silllaLo primero a  tener en cuenta es el material de que está hecha y dónde la vamos a colocar.  Si la silla es de madera, lo más recomendable es analizar si tiene algún tipo de carcoma o algún otro parásito o enfermedad que estropee la silla, en tal caso deberemos valorar cómo repararla.  En el caso de que esté en un buen estado, lo primero o más recomendable es comenzar a quitar la pintura o a lijarla, según cómo esté.  Dependerá el aspecto que le queramos dar (más vintage o menos) para el grado de lija que vayamos a hacer, si queremos que tenga un aspecto más viejo la lijaremos de una manera más suave, para que quede con un aspecto más antiguo.  Si queremos tapizarla, comparemos una tela con al menos 5 centímetros más de longitud en todos sus lados para poder trabajar cómodamente.  Estirarla bien encima del asiento y tensarla al máximo hará que  ésta nos quede lo más limpia posible en el asiento.  No olvidaremos hacer el corte correspondiente en los laterales de donde sale el respaldo o cualquier reposabrazos que pueda tener para que nos ajuste lo máximo posible.  Colocaremos clavos en el inferior o grapas para sujetar la tela.  En este caso, la tela y la combinación de color con la silla será el elemento diferenciador y clave, por ello es imprescindible valorar dónde la vamos a colocar y con qué tiene que combinar.

restaura tu silla de metalSi la silla es de metal la limpiaremos bien para ver si tiene algún desperfecto o algo de óxido, y deberás atajar estos problemas  o bien eliminar el óxido o lijarla suavemente.  Elegiremos el tono del que queramos pintarla, valorando si hace falta aplicar antes algún barniz protector.  Si ésta silla va a estar al aire libre, deberemos aplicar productos específicos para protegerlas o alguna capa de cera o pátina para que se estropeen antes de tiempo.

 

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar