Cuando todos nuestros muebles los hagamos en casa
Oct13

Cuando todos nuestros muebles los hagamos en casa

Hace muy poco tiempo apareció un objeto que desde el principio se supo que iba a cambiar el mundo de la tecnología, pero no solo ha cambiado este, sino también el de la comida, el de la medicina, el de la construcción… Estamos hablando de la impresora 3D, un dispositivo que a partir de una serie de imágenes digitales y diversos materiales que funcionan de tinta, puede crear de “la nada” objetos. Al principio sólo imprimía piezas no muy grandes y únicamente en plástico, muy lejos de lo que esta tecnología puede hacer ahora: se está imprimiendo comida, casas, prótesis biocompatibles, elementos de vidrio,… Queda claro que su funcionamiento se ha optimizado y su precio ha badajo, llegando al punto de que ya no solo encontramos esta tecnología en universidades, estudios o laboratorios, sino que también en casas. Actualmente, incluso se están desarrollando tejidos similares a los humanos para poder crear órganos funcionales, lo que de alguna manera se cree que puede acabar llevando al teletransporte de humanos.   Por ello ya tenemos páginas, por ahora para gente con conocimientos en el tema, en las que ya tienes descargables de cientos de objetos que puedes imprimir y que pasen a decorar tu casa. Y esto no se va a quedar aquí, ya es una realidad que seguramente, dentro de no demasiados años tener una impresora 3D en casa será igual de común que tener una normal. Y aprender a hacer imágenes mediantes softwares que la impresora pueda entender y procesar no será demasiado complicado. Esto nos puede llevar a tener una silla, sillón o mesa de Eames por únicamente el precio del plástico que utilicemos en la impresión de las piezas. Esto nos llevaría a tener problemas a la hora del reconocimiento de derechos de los diseños, la piratería llegaría al mundo del diseño. Al igual que al de la comida, ya que hemos dicho que también se podría imprimir. Los caprichos para los que ahorramos durante meses, ya no serían lo mismo, estarían al alcance de nuestra mano y por un precio bastante reducido. Por ahora, no hemos llegado a este punto, pero ya encontramos algunos modelos Eames para imprimir como esta monada en miniatura:   Y mucho más interesante que esto, tenemos recambios para piezas de muebles actuales de Eames, como protectores de patas.  Esta impresión es una tecnología, que ya está cambiando el mundo, y más que lo va a hacer.   Posted by Cristina Sanchez...

Read More
Vivir en el trabajo
Mar24

Vivir en el trabajo

Hace mucho que Google ya no es sólo un buscador web, ha diversificado su campo de acción infinitamente, con ejemplos como Android, Google Drive o las Google Glass. Su próximo proyecto es mucho más grande y ambicioso: crear una ciudad completa para que en ella vivan todos sus empleados, en la cual estos puedan satisfacer todas sus necesidades. Esta idea surge de la necesidad y la continuación de una realidad, en Silicon Valley los alquileres y precios de viviendas son altísimos, pero trabajar para Google es una oportunidad única, aunque el sueldo no dé para pagar estos precios. Este es el motivo que muchos de sus trabajadores no tengan una vivienda allí: viven en las oficinas Google. Allí tienen ducha, comida e incluso sitio para dormir, aunque este sea el parking o un banco. Viven para trabajar, valoran mucho más la experiencia de trabajar para un gigante como Google que tener un techo propio e intimidad. En vista de esto, la empresa ha pensado en mejorar un poco la calidad de vida de sus empleados y proporcionarles viviendas y otros edificios al lado de la empresa y a precios razonables. La situación actual sería comparable a la de los freelancers, los cuales en su casa tienen su despacho, lo que hace que nunca desconecten del trabajo. Esta idea será la misma en la ciudad Google, nunca dejaras de estar en el trabajo. Lo cual está bien si te apasiona tu trabajo, pero en algún momento te cansará y saturará. El planteamiento del proyecto de Google es una ciudad tecnológica en la que se implementarán sus futuras creaciones como el coche que no es necesario conducir o la cuchara que nos da de comer. Y esta es la principal novedad, ya que a lo largo de la historia encontramos ciudades o pueblos que viven exclusivamente del sueldo que ganan en una empresa próxima. Por ejemplo Arteixo, aquí en España, dónde encontramos la mayor fábrica de Zara. Mi gran duda es si estas casas servirán para que puedas descansar del trabajo o te teletrasportarán a este, estando llenas de los colores de la empresa y sus logos. Porque esto sería lógico, si son sus viviendas y las de sus empleados, deberían tener su marca. Aunque si lo que te ofrecen es una calidad de vida excelente, tal vez el color de la que la veas, o tengas que ver, te da igual.   Posted by Cristina Sanchez...

Read More

Paredes y suelos del futuro

Ayer tuvo lugar la SuperBowl 2015, el partido que da por finalizada la liga Nacional de Futbol Americano (NFL). Pero lo que más audiencia tiene de este acontecimiento no es el partido en sí, sino el espectáculo del intermedio. Cada año corre a cargo de un artista de renombre, que interpreta un popurrí de sus mejores temas, y este año le ha tocado a Katy Perry. Hasta aquí poco hay relacionado con decoración, pero viendo el espectáculo me di cuenta de que posiblemente, de aquí a unos años no pintaremos nuestras paredes ni podremos parqué en nuestros suelos, tendremos pantallas. Te dejo aquí el link de espectáculo para que puedas seguir mi pensamiento. Durante la actuación lo que hacía que cambiara la ambientación de cada canción era el suelo, con diferentes imágenes y de colores. Todo otro tipo de escenografía queda atrás, la cual no es más que otro tipo de decoración. Siendo este recurso para nada nuevo, hace cuatro años ya lo comenzó a utilizar Madonna en el mismo espectáculo y todos los que la han relevado en este puesto, lo han seguido utilizando, por algo será. Puede parecer que este tipo de pantallas estén muy lejos de la vida cotidiana y que nunca tendremos algo así, pero no creo que sea así. Cada vez queremos televisiones más grandes, aunque luego insistamos en “yo nunca veo la tele” y cuanto más trozo de la librería nos ocupen más orgullosos estamos. También están empezando a extenderse los cañones de proyección, con los que vemos películas directamente en la pared o sobre una pantalla. De esto, a que nuestra pared sea directamente la pantalla hay poco, y que pase al suelo será cuestión de tiempo. Esto nos permitiría tener una casa diferente cada día, pudiendo cambiar fácilmente paredes, suelos y decorado, ya que muchos de los elementos de este podrían sustituirse por imágenes, como por ejemplo los cuadros. Todos podríamos tener en nuestra casa un Van Gogh, un Monet, o una polaroid de Andy Warhol. Todo será más personalizable, dinámico y “económico” materialmente, pero hasta entonteces, sigamos adorando el papel de pared.   Posted by Cristina Sanchez...

Read More

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar